Rutina cardiovascular para quemar grasas

0
551

El cardio es el ejercicio quema-grasas por excelencia; practicarlo constantemente propicia a un estilo de vida saludable, evitando problemas como la obesidad y los padecimientos relacionados con ella, así como mejorar la capacidad pulmonar y beneficiar significativamente al sistema cardiovascular.

Generalmente, la palabra cardio suele relacionarse con el Running, sin embargo, andar en bicicleta, hacer una caminata a pasos acelerados, remar y muchos otros ejercicios aeróbicos entran dentro del grupo, y como es de esperarse, todos buscan los mismos resultados.

A pesar de su efectividad para acelerar la combustión de grasas, el cardio esconde detrás algunos puntos que no todos conocen y que pueden ayudar a alcanzar los objetivos que se buscan de manera considerable.

Cardio en picos de alta intensidad

Una de estas formas es mediante la inclusión de intervalos de alta intensidad en carreras continuas, ya que de esta forma, el metabolismo se eleva por mucho más tiempo, incluso luego de varias horas de haber concluido el entrenamiento.

En palabras más sencillas, basta con aumentar el ritmo cardíaco, ya sea moviéndose más rápido o subir terrenos inclinados en períodos cortos de tiempo, pero sin la necesidad de llegar hasta el máximo (entre un 70-80% sería lo recomendable). En el resto de la carrera el ritmo debe ser moderado y utilizar por encima del 50% de la capacidad máxima.

Este es el tipo de entrenamiento conocido como HIIT, y es tan efectivo que ni siquiera es necesario hacer un recorrido de más de 30 minutos para lograr increíbles resultados. Quizás una de las desventajas más molestas, es que este tipo de entrenamiento está destinado únicamente para quienes ya tengan cierta experiencia y resistencia mejorada, por lo que novatos y aprendices deben abstenerse a su práctica.

Cardio con intervalos de alta intensidad de 30 minutos

Por otra parte, existen rutinas con resultados similares y que se adaptan a las características de cada persona, aunque en realidad, también es recomendable contar con algo de resistencia para realizar el ejercicio sin exponerse demasiado. Este tipo de rutinas, y al igual que el HIIT, han sido pensadas para potenciar la quema de grasas post-entrenamiento y no caer en catabolismo (pérdida de músculo).

Si se busca definir el cuerpo, lo recomendable sería llevar a cabo esta rutina y complementar con levantamientos de pesas, cuatro días a la semana; el orden de los factores influye bastante, así que lo mejor es hacer primero los levantamientos y después proseguir con el cardio.

Saltar a la cuerda

Seguro tendrás en alguna gaveta una cuerda para saltar (o hasta puedes usar la de tus hijos). La longitud adecuada es vital para no hacer un esfuerzo que no corresponda. Este ejercicio requiere coordinación en los movimientos, fuerza, equilibrio y resistencia. No hay dudas de que se trata de una actividad ideal para tonificar, bajar de peso, marcar abdominales y hasta fortalecer los huesos. Recuerda usar el calzado adecuado y en lo posible que no sea acolchado. Unos quince minutos diarios es lo aconsejable.

Resultado de imagen para saltar la cuerda

Burpee

Es un ejercicio que aunque no tiene un nombre que suene a fácil, sirve para ejercitar el cardio. Es un ejercicio exigente, es verdad, pero puede tener diferentes variaciones y exigencias, según tus capacidades.

Resultado de imagen para Burpee

Compartir

Comentar

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.