¿Correr o Caminar?

0
169

Ambos ejercicios físicos aportan ventajas pero, aunque ambos pueden ser efectivos como ejercicio, tienen diferencias que han de ser tomadas en cuenta a la hora de decidir si uno o otro.

El running se ha puesto mucho de moda. Las fotos de los nuevos runners han inundado nuestro timeline en las redes sociales y las apps de rutas que miden ritmo, velocidad y rutas tienen miles de descargas cada día. Una buena moda que ha hecho que mucha gente haya empezado a invertir mucho en zapatillas especiales de colores llamativos y mucho marketing de por medio.

Empecemos por lo básico. Correr no es para todos. Dependiendo del estado físico, de saludo o si has tenido alguna lesión, sin duda, caminar es lo mejor para ti. Así que si te encuentras en uno de las situaciones abajo, no deberías plantearte apuntarte a la moda del running:

  • Si ha sufrido alguna lesión.
  • Tienes sobrepeso y quieres empezar despacio
  • Tienes problemas en rodillas, articulaciones o espalda.
  • Si eres sedentario y nunca has hecho ejercicio y quieres empezar con algo sencillo.

Si no estás en el grupo de “riesgo” y sigues interesado en saber qué te conviene más, correr o caminar, sigue leyendo.

  • Tanto correr como caminar son altamente beneficiosos para el sistema cardiovascular y reducen el riesgo de desarrollar hipertensión, exceso de colesterol, diabetes o una enfermedad coronaria en los seis años siguientes al inicio de la actividad física.
  • Para un máximo beneficio cardiovascular, conviene alcanzar entre 120 y 140 pulsaciones por minuto durante 45 minutos. Por lo tanto, si lo que quieres es caminar hay que hacerlo a un ritmo alto.
  • Si tenemos en cuenta las articulaciones, es preferible caminar que correr y sobre todo teniendo en cuenta sobre qué tipo de terreno se corre.
  • A nivel del estado anímico, tanto caminar como correr favorecen el riego sanguíneo cerebral, ayudan a preservar la memoria, aumento el rendimiento intelectual y reducen el riesgo de ictus y de Alzheimer.
  • Y para perder peso, correr o caminar quema calorías aunque que correr consume más calorías que caminar. Si prefieres caminar, necesitarías más tiempo de ejercicio para consumir las mismas calorías que corriendo.

¿Con cuál te quedas?

Compartir

Comentar

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.